apuntes, cine, música

Bird

Bird es el cine. Bird es Charlie Parker. Y Clint Eastwood. Charlie Parker es William Munny con un saxo alto. Bird y Charlie Parker son como la heroína, como el scotch and milk: destruyen, pero hipnotizan. La heroína calma el dolor del hígado, del corazón, del alma, pero el dolor es siempre más fuerte. Charlie Parker es el perdedor que tocó las notas más altas del universo , el Stravinski del jazz. Pero no hay Charlie Parker sin heroína, ni sin dolor, y no hay William Munny sin dolor y sin condena. Y la condena pesa sobre Charlie Parker, y es impuesta y autoimpuesta, y no hay otro dolor que el que uno decide soportar. Y en una noche de lluvia y de muerte, mientras la televisión juega sus cartas y hace reír a Charlie Parker, su corazón decide rendirse al dolor. Y en los antiguos garitos de jazz de la calle 52 de NYC donde el dolor de unos negros tocó las notas más altas del universo, las nuevas strippers y los de la brigada anti-vicio bailan animados, cargando el ambiente con el humo del tabaco mientras beben sus scotchs and milk.

Acaso sea eso la otra vida.

Estándar

3 thoughts on “Bird

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s